LA MEDIACIÓN COOPERATIVA COMO INSTRUMENTO DE PAZ SOCIAL

Las cooperativas son empresas que se centran en las personas, basadas en valores (auto-ayuda, auto-responsabilidad, democracia, igualdad, equidad y solidaridad)  y principios (gestión democrática por parte de los socios, participación económica de los socios, educación, formación e información, cooperación entre cooperativas, interés por la comunidad). En el día a día de la empresa Cooperativa surgen conflictos, que bien unas veces son estrictamente jurídicos pero otras veces son cuestiones personales, que hacen que la comunicación entre las partes sea prácticamente imposible.

Los conflictos más comunes son la impugnación de la expulsión de un socio, la controversia en un expediente disciplinario, nulidad o anulabilidad de acuerdos de nombramiento de miembros de consejo rector, liquidación de aportaciones del socio, actualización de las mismas en el momento de la baja, la propia calificación de la baja del socio y sus consecuencias económicas, etc.,

Como señala ORDEÑANA GEZURAGA “(…) la mediación cooperativa, aunque no llegue a buen puerto –o mejor, al puerto deseado– presenta unas bondades muy importantes, esenciales en el mundo de las cooperativas: en cuanto instrumento de paz social basado en el diálogo y entendimiento mutuo, ayuda a mejorar la calidad de las relaciones jurídicas internas y externas de la cooperativa, profundizando en la mutualidad que caracteriza este tipo de sociedad (ob. cit., p. 139).

La mediación está en el ADN de la empresa Cooperativa y es aconsejable que cuando surja un conflicto social dentro de la empresa Cooperativa que esté enquistado por lo personal, se informe de la posibilidad de acudir a esta herramienta alternativa de resolución de conflictos.

Matilde Tatay

Mediadora en asuntos civiles y mercantiles, y Arbitro del Consejo Valenciano de Cooperativas.

COMPARTIR ESTA ENTRADA

Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on print
Share on email